El gobierno chavista de Venezuela dotó de pasaportes diplomáticos a funcionarios del ministerio de Economía de ese país para ocultar dinero en Andorra. La autorización habría emanado del propio presidente Hugo Chávez, según revela una investigación de la policía andorrana.

Dos “asesores” del ex-ministro venezolano de Economía Nelson Merentes, dotados de pasaportes diplomáticos, fueron investigados por presunto blanqueo en Andorra, un ex paraíso fiscal.

La emisión de pasaportes diplomáticos se aprobaba porque “era una orden del presidente de la República”, dijo el funcionario, que pidió mantener su anonimato.

La figura de “asesor de ministro” no aparece entre los cargos que tienen derecho a recibir un pasaporte diplomático, pero el reglamento faculta a la Cancillería a otorgar estos pasaportes a otras personas “cuando así lo ordene el Presidente”.

Un funcionario de la cancillería venezolana reveló que durante el mandato de Hugo Chávez (1999-2013) era frecuente la emisión de pasaportes diplomáticos para “asesores” de ministros.

Un informe del grupo anti-blanqueo de la policía andorrana, realizado entre 2010 y 2012, “implica a dos funcionarios del departamento que dirigía Nelson Merentes (…) Tulio Antonio Hernández Fernández y Gabriel Ignacio Gil Yánez”.

Ministro de Economía de Venezuela de 2004 a 2008, Merentes preside actualmente el Banco Central de Venezuela.

“Se presentaban como ‘asesores del ministro de Economía y Finanzas’, según consta en las copias de los pasaportes diplomáticos consignados que forman parte de la investigación”, afirma el artículo, precisando que dichos documentos fueron emitidos por la cancillería venezolana el 30 de diciembre de 2004.

“La citada investigación, bautizada con el nombre de Operación Crudo, advierte que estas personas utilizaron la entidad y su filial en Panamá para legitimar grandes cantidades de dinero producto de operaciones sospechosas”, asegura.

Las autoridades de Andorra –pequeño principado incluido hasta 2010 en la lista de paraísos fiscales de la OCDE– tomaron en marzo el control de BPA (Banca Privada de Andorra), después de que Estados Unidos la clasificara como “entidad sometida a ‘preocupación de primer orden’ en materia de blanqueo de capitales”.

El Banco de España intervino su filial española, Banco Madrid, algunos de cuyos clientes fueron investigados por el Servicio Ejecutivo de Prevención de Blanqueo de Capitales. Entre los implicados, la prensa española señaló a varios venezolanos: el ex-viceministro de Energía Nervis Gerardo Villalobos, el ex-viceministro de Desarrollo Eléctrico Javier Alvarado, el ex-viceministro de Interior y Seguridad Ciudadana Alcides Rondón, el ex-director de Seguridad Carlos Luis Aguilera Borjas, el exirigente de la petrolera PDVSA Francisco Rafael Jiménez Villarroel y el empresario Omar Farías.

Una fuente conocedora de la investigación apuntó que ”Hernández Fernández y Gil Yánez llevaban a Andorra maletas –vía valija diplomática– llenas de dinero en efectivo, que repartían en distintas cuentas”.

La investigación que ha llevado a destapar la relación entre Venezuela y la BPA fue desencadenada por la detención del comisario Norman Danilo Puerta Valera, ex-jefe de la División contra drogas de la policía científica de Venezuela. Puerta Valera, que tenía una cuenta en el banco andorrano con 1,4 millones de dólares, fue detenido en 2010 acusado de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico.

 

Fuente: es.mercopress.com

Anuncios