Julian Assange compartió sus planes acerca del futuro de WikiLeaks. El activista australiano afirmó que el sitio continuará haciendo accesibles a la mirada pública las prácticas ocultas de servicios de inteligencia y las negociaciones comerciales a espaldas de los ciudadanos. Añade, además, que el sistema busca hacerse más seguro para los reveladores que aportan documentos filtrados.

Assange_Entrevista

En la entrevista, concedida al grupo mediático australiano Fairfax Media y algunos fragmentos de la cual fueron publicados por el diario The Sydney Morning Herald, Assange señaló: “Habrá más publicaciones sobre los grandes tratados internacionales de supuesto ‘libre’ comercio y sobre las agencias de inteligencia”.

Assange asimismo comentó en el marco de la entrevista el reciente establecimiento de un sistema seguro de comunicación con aquellas personas que quieren compartir archivos secretos con WikiLeaks, y mencionó el proyecto de reintroducir el servicio de almacenamiento de archivos en los servidores de la entidad para facilitar la entrega de documentos filtrados para “proporcionar a la fuente algún tipo de protección”.

Assange admitió que no vale solo proteger a los reveladores y que “la protección de las fuentes requiere mucho más que una única solución tecnológica”. “Se necesita una combinación de elementos: la seguridad criptográfica, la jurisdiccional y la personal”, precisó.

Acerca de su estancia forzada en la embajada de Ecuador en Londres Assange, oriundo de Australia, aclaró que por ahora no planea abandonar su asilo político actual.

 

Fuente: mundo24.net

 

Anuncios